Tipos de Techos para Naves Industriales

tipos-de-techos-para-naves-industriales
Los tipos de techos para naves industriales son catalogados como “industriales” debido al volumen de la construcción de la que se está hablando, considerado como uno muy significativo. Por ello es común escuchar que en una nave industrial se albergan “cantidades industriales”, en lugar de simplemente referirnos a ellas como “grandes cantidades”.

De esta manera, un techado industrial es básicamente una cubierta laminada perfecta para el tipo de construcción que se realiza en la actualidad, cubriendo así las necesidades de las naves industriales, es decir el cuidar que se ofrezca un paso de la luz, cubrir claros de gran tamaño, alturas bastante importantes, y desde luego que cuente con una excelente resistencia en toda su estructura.

Entre los tipos de techos para naves industriales utilizados de manera más frecuente en el mercado hoy en día nos encontramos con:

techos-con-cubierta-tipo-planaTechos con cubierta tipo plana: aunque como su nombre hace notar se trata de una plataforma horizontal, es importante que siempre cuenten con una mínima pendiente, esto pensando en que sea posible que el agua de la lluvia se deslice y no permanezca estancada ocasionando problemas cuya solución podría resultar costosa.

Techos con cubierta tipo inclinada: en este caso se incluyen tanto aquellas que son de una o de varias caídas, mejor conocidas como “aguas”, es decir, cada uno de los planos inclinados que conforman la estructura del techo como tal. Aquí la inclinación depende en buena medida básicamente de dos factores: el uso que se le tenga pensado dar al edificio y las condiciones climatológicas del lugar.

Techos con cubierta tipo bóveda: también llamada cubierta tipo cúpula, son estructuras auto soportantes cuya característica primordial es la de poder trabajar a compresión sin ningún problema. Esto no significa otra cosa son que los elementos por los que está conformada son sostenidos transmitiendo la carga unos sobre otros.

Además de para las naves industriales, estos techos pueden ser usados para otro tipo de edificaciones como: oficinas, estacionamientos, talleres, centros comerciales, hangares, granos, gallineros, caballerizas, invernaderos, gimnasios, canchas de básquetbol, por mencionar algunas.